La tasa de actividad emprendedora crece en Catalunya

La Comunidad Autónoma de Catalunya aumentó su tasa de actividad emprendedora durante el pasado ejercicio 2017 y se situó en el 8,03%, lo que supone un 1% más que el año anterior, en un contexto de ligero descenso en el conjunto de Europa, donde la tasa se redujo un 0,23%, situándose en el 7,86%. De esta forma, la tasa de actividad emprendedora crece en Catalunya, según el informe GEM (‘Global Entrepreneurship Monitor‘) impulsado por la Conselleria de Empresa y Conocimiento de la Generalitat de Catalunya y elaborado por la Diputación de Barcelona y la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), presentado por el secretario de Economía y Competitividad, Joan Aregio, y el vicepresidente segundo de la Diputación de Barcelona, Marc Castells.

El informe se ha elaborado a partir de una encuesta realizada a 2.000 personas de entre 18 y 64 años, e indica que la tasa de actividad emprendedora en la región de Catalunya es 1,76 puntos superior a la del conjunto de España y casi dos décimas superior a la de Europa (7,86%), pero todavía es inferior a la de los países basados en la innovación (9,2%) pese a reducir la distancia durante el último año.

El estudio incluye los proyectos empresariales de menos de cuatro años y medio y diferencia entre los nacientes (hasta un año y medio de vida) y los nuevos (de un año y medio a cuatro años y medio). En 2017 el mayor cambio se ha producido en los proyectos nacientes (+0,93%, hasta una tasa del 3,3%) pero también han crecido los nuevos (+0,13% hasta alcanzar la tasa más alta de la serie histórica con un 4,8%).

La tasa de actividad emprendedora crece en Catalunya.
Ejecutivos en una oficina.

Según el informa GEM, la tasa de actividad emprendedora crece en Catalunya por encima del 8% durante 2017

Los proyectos emprendedores consolidados (iniciativas de más de tres años y medio) representan el 9,1% de la población adulta de Catalunya, lo que supone un descenso del 1,5% respecto al año anterior y se sitúa por encima del conjunto de España (3,5%), Europa (3,1%) y países basados en la innovación (3,8%).

Este informe muestra que la motivación de emprendimiento por oportunidad se sitúa en el 4,6%, frente al 3,4% del año anterior, mientras que el emprendedurismo por necesidad se mantiene prácticamente igual que en 2016 (al pasar del 1,8% al 2%). Estos datos confirman el cambio de tendencia que se inició en 2015 tras la crisis económica, con un aumento de las actividades emprendedoras por oportunidad, por encima de las que se inician por falta de empleo.

La mayor tasa de actividad emprendedora se sitúa en la provincia de Barcelona, donde el 8,45% de la población adulta está involucrada en proyectos emprendedores en fase inicial, lo que se debe a la atracción que ejerce la capital catalana, ya que que Barcelona es el primer ‘hub’ de negocios digital del sur de Europa, la tercera ciudad favorita para los emprendedores europeos y la quinta en número de startups, entre otros indicadores que permiten ser optimistas de cara al futuro.

Por su parte, Aregio ha remarcado que la tasa de actividad emprendedora crece en Catalunya, gracias a la gran actividad emprendedora que existe en Catalunya ayuda a crear un ecosistema que permite establecer proyectos de gran envergadura, como el centro de I+D en impresión 3D inaugurado hace una semana en la sede de Leitat en Terrassa (Barcelona), y ha augurado que Catalunya está lista para liderar la cuarta revolución industrial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies